Blog

JUEVES DEL PROFESIONAL SANITARIO - ENTREGA 10

Ya conocemos todos a nuestro nuevo paciente. Todos los departamentos han tenido la oportunidad de mantener una entrevista con él y su familia. Hemos comprobado lo que ha cambiado su vida y lo duro que ha sido para ellos adaptarse a esta nueva situación. 
 
Tendrá una rehabilitación muy completa, tanto como lo haya creído conveniente su Neurólogo. Encontramos pues, sesiones de Fisioterapia para comenzar a mantener su postura en la silla, respirar correctamente y ayudar con su hombro doloroso. Sesiones de Logopedia para abordar la comprensión y el lenguaje, comprobar hasta que punto puede tragar los alimentos, y qué texturas son las adecuadas para su estado. Sesiones de Terapia para enseñar actividades de la vida diaria adaptadas a su nueva situación. Y sesiones de Neuropsicología para comenzar a entrenar la memoria y realizar operaciones que antes posiblemente esa persona realizaba sin ni tan siquiera parar a pensar en lo que tenía delante. 
 
En la primera semana ya hemos podido ver algún avance. Desde fuera se podría creer que esos avances se consiguen en el trabajo que se realiza en los 45 minutos que duran las sesiones, pero nada más lejos de la realidad, en ese tiempo se enseña, se observa, se repite y se readapta hasta que se consiga el objetivo, aunque lo que realmente afianzará las habilidades trabajadas será el entrenamiento de las mismas en la vida diaria, sólo así fijaremos el avance.
 
Por eso, los profesionales tenemos muy claro que el trabajo más importante se realiza en casa, por lo que el éxito del tratamiento depende directamente  de la implicación familiar. Es la clave.