ictus hemisferio derecho y logopedia

Ictus en hemisferio derecho – Logopedia

Ictus en hemisferio derecho y logopedia

Si el ictus ha afectado al hemisferio derecho, no se producen alteraciones que afecten a los aspectos esenciales del lenguaje salvo que la persona sea zurda, debido al cambio de dominancia cerebral. Sin embargo, con frecuencia se producen alteraciones viso-espaciales, grafo-motoras, en la organización y secuenciación de actividades.

Una de las alteraciones es la heminegligencia, es decir, la persona no presta atención a su lado izquierdo, lo que puede conllevar a no ser consciente de estímulos en dicho lado, y afectar a la lecto-escritura. En casos graves pueden no llegar a ser conscientes del déficit o incluso no reconocer su propio brazo o pierna.

Las consecuencias más comunes de la heminegligencia que podemos encontrarnos en logopedia son:

  • Comer solo una parte de la comida que hay en el plato o limpiarse solo un lado de la boca.
  • Escribir sin llegar a cubrir el folio en su totalidad.
  • No encontrar objetos, como por ejemplo los cubiertos a la hora de comer aun teniéndolos cerca.
  • Leer solo la mitad de los textos, libros, revistas, documentos, etc. quedando así carentes de significado.

Amusia o aprosodia

Otras de las alteraciones en pacientes que sufren ictus en el hemisferio derecho relacionadas con la logopedia pueden ser la amusia o la aprosodia.

  • Amusia o agnosia musical, que se produce por el daño de los componentes básicos para la percepción musical los cuales se encuentran en el hemisferio derecho. Este daño produce la incapacidad para percibir la música como tal.
  • Aprosodia, es la alteración de los componentes acústicos o sonoros del habla, se caracteriza por alteraciones en la intensidad, las pausas, el ritmo, la cadencia y la entonación de las palabras. La aprosodia puede ser motora si la dificultad se encuentra en la expresión de los aspectos sonoros del lenguaje o sensorial si la dificultad se encuentra en la percepción de estos aspectos. La dificultad para percibir o producir estos elementos esenciales en el habla pueden afectar al contenido del mensaje transmitido o recibido.

El departamento de logopedia se encargará de valorar y tratar la existencia de:

    • Alteraciones en la deglución.
  • Parálisis facial en la hemicara afecta, que en este caso será la contralateral al hemisferio derecho, es decir la hemicara izquierda. Como consecuencia a la debilidad muscular que genera la parálisis facial se puede llegar a observar un patrón de habla similar al que se produce en la disartria, con dificultades en la correcta articulación de las palabras. 
  • Aprosodia.

Datos curiosos y/ anécdotas:

¿Qué dificultades encuentra en su día a día una persona con aprosodia?

Cuando mantenemos una conversación con otra persona, necesitamos la entonación, el ritmo y la coarticulación para que la conversación fluya naturalmente. Así pues, no es lo mismo decir “Vamos a comer niños” con un tono de voz frío y monótonocomo es característico en personas con aprosodia, que: “¡Vamos a comer, niños! con una modulación animada.

Como se puede apreciar, las personas con aprosodia, pueden experimentar grandes desafíos en su día a día a nivel social, laboral, académico, etc., debido a las limitaciones para expresarse con sus semejantes. Por todo esto, las aprosodias tienden a generar discriminación y aislamiento social.

Dpto de Logopedia: Marina, Inés e Iris

PRIMERA CONSULTA GRATUITA

966 55 04 06

Ir arriba